Sociólogo - Escritor

"La Casa de la Magdalena" (1977), "Essays of Resistance" (1991), "El destino de Norte América", de José Carlos Mariátegui. En narrativa ha escrito la novela "Secreto de desamor", Rentería Editores, Lima 2007, "Mufida, La angolesa", Altazor Editores, Lima, 2011; "Mujeres malas Mujeres buenas", (2013) vicio perfecto vicio perpetuo, poesía. Algunos ensayos, notas periodísticas y cuentos del autor aparecen en diversos medios virtuales. Jorge Aliaga es peruano-escocés y vive entre el Perú y Escocia.

email address:
jorgealiagacacho@hotmail.co.uk

https://en.m.wikipedia.org/wiki/Jorge_Aliaga_Cacho

http://www.jorgealiagacacho.com/




29 de enero de 2018

PPK, Fujimori y la Izquierda.

Jorge Aliaga Cacho

Por Jorge Aliaga Cacho

Las pasadas elecciones presidenciales lo advertí. Muchos ahora se dan cuenta que en aquel entonces lo correcto hubiera sido luchar contra los dos candidatos del imperio: el asesino Fujimori y el sicario económico de los Estados Unidos, PPK.
En dicha campaña electoral señalé que lo correcto era pedir la anulación de las elecciones por fraude electoral, tal como se había denunciado en la media española como británica. Aquella podría haber sido una buena opción para unir a la izquierda peruana en una plataforma de lucha que contenga puntos programáticos comunes. En aquellos momentos los estudiantes peruanos habían dado muestras de su conciencia de clase y coordinaban positivamente con las organizaciones de los gremios de trabajadores y fundamentalmente con la CGTP.  Habían salido victoriosos en sus luchas contra la Ley Pulpin y daban batalla en el campo anti fujimorista. Entonces ¿Qué pasó?  Bueno, todo parece indicar que la mentira mediática, que ahora llaman la post-verdad, o la era de la mentira organizada, que apoyaba a los EE.UU., ganó las mentes de un sector de la izquierda que cayó en el 'encanto' del candidato de la burguesía financiera y lobbista, grosso error. 
Se olvidaron que, durante el gobierno del General Velasco, fue PPK quien, ejerciendo la presidencia del Banco Central de Reserva, liberó fondos para beneficiar a la International Petroleum Company y luego se fugó del país, dentro de la maletera de un automóvil.
La izquierda se olvidó que PPK conspiró para hacer efectivo el derrocamiento del general Velasco, en 1975, para luego reclutar al traidor Morales Bermudez que revertiría las medidas progresistas del gobierno militar revolucionario y aseguraría que cualquier peligro a los intereses imperialistas sería solucionado con el Plan Cóndor, que eliminaría cualquier amenaza a sus proyectos de saqueo al país por parte de las empresas transnacionales.
Hoy, PPK ha liberado irregularmente al asesino Fujimori sin respetar el Decreto Supremo que regula los indultos: 'estos proceden sólo a consecuencia de enfermedad mental, enfermedad terminal y enfermedad degenerativa incurable (siempre que las condiciones carcelarias agraven dicha enfermedad'. Hoy también está claro que Odebrecht Latinvest Peru realizó depósitos a empresas que tuvieron como miembro de su directorio a PPK. Ellas son Latin American Enterprise y First Capital. Lo cierto es que, de acuerdo a informes que corren en las redes, existen movimientos financieros relacionados a PPK que suman la figura de 15 mil millones de dólares. PPK ha sido desde el principio un personaje vinculado al saqueo del país pero la izquierda no pudo, o no quiso, reconocer esa imagen y prefirió identificarlo como 'el mal menor'. Otra vez Andrés con la misma estupidez.
Hoy, los trabajadores toman nuevamente la iniciativa y llaman a la unidad del pueblo peruano en torno al CNUL. Comando Nacional Unitario de Lucha, el mismo que agrupa a diferentes organizaciones de la sociedad peruana, incluyendo además de las gremiales, a las estudiantiles, barriales, profesionales. También a los partidos que responden a favor de las luchas populares.
Ha llegado la hora entonces de hacer efectiva una verdadera unidad programática. Creo que sin el acuerdo de un programa mínimo todos los esfuerzos de unidad se irían al tacho. Y esto siempre ha sucedido porque existen elementos, en algunas organizaciones, que no piensan en la unidad de las masas sino en la estabilidad de sus posiciones personales al interior de las organizaciones que representan. Esto debe terminar de una vez y por todas. Se ha lanzado la consigna por una Nueva Constitución, Elecciones Generales, la vacancia de PPK y por la exigencia para que Fujimori cumpla la condena establecida por sus crímenes cometidos: pena de veinticinco años. 
Se han hecho estudios para contestar a la pregunta: ¿Por qué gobiernos populares muchas veces no son reelegidos por el pueblo? La respuesta ha sido que el pueblo sucumbe a las mentiras de la media corrupta y no habiéndose creado poder popular, son presas fáciles de la propaganda anti-popular. En ese sentido parece un entendimiento de ese fenómeno por parte de la CGTP, cuando su Secretario General, Gerónimo López, nos manifiesta que: "el CNUL es el germen de la construcción del poder alternativo al poder oficial, porque en definitiva se trata que los trabajadores y el pueblo aspiren a ser gobierno y poder para cambiar el país". El poder popular, pienso, además, debe de estar definido en una nueva Constitución del Estado y debe ser un poder que sea efectivo ante la inminencia de cualquier gobierno, cualquiera que sea su tinte ideológico o corte político. El 30 de enero debe darse otro paso contundente camino a la unidad programática. Este no es el tiempo de ir pensando quién será el candidato presidencial sino cuál será el programa que lleve el próximo líder, elegido de la forma más democrática, a la contienda por el poder.

Hoy, martes, 30 de enero, todos a las calles.
A las 6.00 pm desde el Campo de Marte hasta la Plaza San Martín.

No hay comentarios: