Sociólogo - Escritor

"La Casa de la Magdalena" (1977), "Essays of Resistance" (1991), "El destino de Norte América", de José Carlos Mariátegui. En narrativa ha escrito la novela "Secreto de desamor", Rentería Editores, Lima 2007, "Mufida, La angolesa", Altazor Editores, Lima, 2011; "Mujeres malas Mujeres buenas", (2013) vicio perfecto vicio perpetuo, poesía. Algunos ensayos, notas periodísticas y cuentos del autor aparecen en diversos medios virtuales. Jorge Aliaga es peruano-escocés y vive entre el Perú y Escocia.

email address:
jorgealiagacacho@hotmail.co.uk

https://en.m.wikipedia.org/wiki/Jorge_Aliaga_Cacho

http://www.jorgealiagacacho.com/




18 de septiembre de 2010

A Triunfar con Susana Villarán


Jorge Aliaga y Sandro Mariátegui, padre del Amauta José Carlos Mariátegui en La Universidad Nacional Mayor de San Marcos.
Por Jorge Aliaga Cacho

A no bajar la guardia: compañeros, camaradas y amigos. Tenemos que asegurar el triunfo de Susana Villarán. Con la victoria empezaría el trabajo de gobierno municipal y la lucha, de un pueblo unido, para erradicar la corrupción de nuestro enfermo país. ¡No nos engañemos! La lucha será ardua y la derecha se defenderá: nos amenazará con sus policías, jueces y matones. Tenemos que estar dispuestos a dar la batalla. De ganar las elecciones municipales debemos de reafirmar el trabajo político y electoral con miras a las elecciones generales del próximo año. La unidad es indispensable. Ahora sabemos que el electorado de izquierda, en el Perú, es más fuerte de lo que muchos pensaban. No tenemos solamente un líder sino varios cuadros 'presidenciables' que deberán aprender a trabajar en la más solida unión. De no hacerlo seremos nuevamente castigados por nuestro propio pueblo. Susana Villarán, Ollanta Humala y Mario Huamán, tienen que aprender el trabajo unitario con miras a las elecciones presidenciales. De llegar el triunfo, este no será el de un singular partido político de izquierda, sino el triunfo del pueblo peruano en su conjunto. Desde el comienzo de la gestión municipal tenemos que detectar y castigar a los corruptos. Esa es la lacra social que castiga al país.

De ganar las elecciones generales esta nos dará la oportunidad para instaurar un Gobierno Popular que implemente una justa redistribución de la riqueza en el país. El APRA traicionó nuevamente al pueblo al facilitar que el rico se vuelva más rico y el pobre más pobre. Queremos inversión privada, sí, pero con respeto a las condiciones humanas de los trabajadores. Necesitamos un sistema de pago de impuestos por medio del cual todos contribuyan de acuerdo a la cantidad de sus ingresos. Grandes como pequeñas empresas, tienen que contribuir al fisco de una república nueva que será justa y equitativa con todos los peruanos y peruanas. Debemos de formalizar gradualmente a la economía informal y hacer programas de educación para los contribuyentes. Tenemos que dar un gobierno de felicidad para que todos los peruanos contribuyan al progreso de la patria. Estemos preparados: la derecha, enemiga del progreso de los pueblos, nos seguirá acusando de terroristas. Tenemos que estar listos para responderles y decirles que el pueblo ya no se deja engañar. El pueblo sabe distinguir a un socialista, o comunista, de un energúmeno terrorista.

El pueblo peruano sabe quiénes fueron terroristas y los supo distinguir tanto en las huestes del Sendero Luminoso y el MRTA, como en las fuerzas militares y paramilitares de las autoridades políticas. Es por ello que ahora sufren prisión de la libertad tanto el criminal Abimael Guzmán como los criminales Fujimori y Montesinos. Al pueblo ya no se le engaña con el cuco del comunismo o del socialismo. Los trabajadores saben que comunistas y socialistas, fueron José Carlos Mariátegui, César Vallejo, Luciano Castillo, Juan Gonzalo Rose, Violeta y Gustavo Valcarcel, Pedro Huilca, Isidoro Gamarra, Raúl Acosta Salas, Jorge del Prado, Adela Montesinos, Gamaniel Blanco, Emiliano Huamantica, Avelino Navarro, y podríamos mencionar a miles de sus líderes, hombres y mujeres comunistas y socialistas, a lo largo y ancho del país, que se ganaron el cariño y el respeto del pueblo por su abnegada lucha en favor de la justicia social en el país. Ahora el miedo se acabó y los que tienen que temblar son los corruptos que el sistema protege y que tienen los días contados.

A no bajar la guardia. Tenemos que asegurar personeros en todas las mesas. Hago un llamado a esa hermosa juventud peruana que hoy está dando su apoyo a Fuerza Social para que se constituyan como personeros de FUERZA SOCIAL y se organicen para no permitir el fraude electoral. ¡Viva la unidad del pueblo peruano! Marchemos juntos con Susana a la victoria municipal y preparémonos para asumir el poder político, el próximo año, e inaugurar una nueva página en la historia peruana.

No hay comentarios: